Boyacá apadrina el arte

Fecha de Publicación:
Septiembre 16 de 2020
Categorías:
Comunicación Social
juventud

Dos jóvenes fueron promotores de la ley de adolescencia, dando a conocer sus distintos talentos y emprendimientos en la Semana de la Juventud.

 

Por: Laura Montañez

En este evento no solo se dio a conocer la participación de los jóvenes tunjanos, sino que también tuvo una acogida hacia la identidad cultural juvenil de los 123 municipios del departamento. Así mismo, en el programa se abrieron talleres, conversatorios, exhibiciones y tours virtuales, acompañados de emprendedores, artistas, académicos, y la juventud organizada con el fin de que los jóvenes 'retornen a las raíces'.

Una de las aperturas se dio desde el municipio de Pachavita, con el alcalde José Fernando Roa, quien apoyó el evento 'Apadrina el arte juvenil', pues reiteró el compromiso que se debe tener por la cultura de Boyacá, ya que la juventud es la garantía del futuro; además, nos dejó una gran lección de vida y es que, nunca se es demasiado joven para convertirse en un líder.

La necesidad de apoyar el futuro de la adolescencia boyacense, fue una de las estrategias en el evento para la participación de los mismos en plena pandemia. Uno de los participantes especiales en la Semana de la Juventud fue, Sebastián Pérez Stians, quien junto al medio de comunicación 'La Supersona', deleitó con su música el sábado 29 de agosto en la trasmisión por la página de Facebook Juventud Boyacá. Pérez afirmó que para él fue una experiencia extraordinaria y que, por parte de la Gobernación y sus entidades, sin duda alguna fue un gran evento que retomó la tranquilidad.

También se dio a conocer el programa 'Boyacá compra joven', donde se proporcionó credencial al emprendimiento juvenil de varias empresas; una de ellas es Materitas dirigida por Annais Caballero, quien con su slogan “planta tus sueños, crece con amor”, nos cuenta como la originalidad de pintar vasijas con plantas suculentas ha sido inspiración para ella, así mismo, lo relató en el programa dejándonos con esta conclusión; “yo vendo lo que a mí me gustaría comprar”.

Cabe resaltar que este evento fue oportuno y de gran ayuda para el emprendimiento musical y activista en los jóvenes boyacenses; además, recalcar la importancia de hacer estos eventos en momento de pandemia donde los jóvenes necesitan un respiro y un descanso entre tantas noticias preocupantes.

Compartir